martes, 14 de abril de 2009

Homenaje

Voy a dormir, nodriza mía, acuéstame.

Ponme una lámpara a la cabecera;

una constelación; la que te guste;

todas son buenas; bájala un poquito

(Alfonsina Storni)

Este post iba a ser colgado ayer, pero por razones que otro día explicare tuvo que ser pospuesto hasta hoy.

Mañana un diario español va a facilitar a sus lectores un libro de poemas de Alfonsina Storni, poetisa mas conocida en muchos por la canción "Alfonsina y el mar", que por sus poemas.

Sirva este post de pequeño homenaje a la memoria de la que fue sobre todo, y a mi modesto parecer en este orden, una gran persona, mujer y poetisa.

Pulsando en el siguiente enlace accederan a escuchar la canción "Alfonsina y el Mar" en la versión de Mercedes Sosa, que a mí es quizas la que mas me gusta
http://www.deezer.com/track/922524
Para aquellos que quieran saber un poco mas sobre esta genial poetisa os dejo aqui este enlace
http://www.cervantesvirtual.com/bib_autor/Alfonsina/autora.shtml

Un par de muestras

Soy un alma desnuda en estos versos,
Alma desnuda que angustiada y sola
Va dejando sus pétalos dispersos.
Alma que puede ser una amapola,
Que puede ser un lirio, una violeta,
Un peñasco, una selva y una ola.
Alma que como el viento vaga inquieta
Y ruge cuando está sobre los mares,
Y duerme dulcemente en una grieta.
Alma que adora sobre sus altares,
Dioses que no se bajan a cegarla;
Alma que no conoce valladares.
Alma que fuera fácil dominarla
Con sólo un corazón que se partiera
Para en su sangre cálida regarla.
Alma que cuando está en la primavera
Dice al inviemo que demora: vuelve,
Caiga tu nieve sobre la pradera.
Alma que cuando nieva se disuelve
En tristezas, clamando por las rosas
Con que la primavera nos envuelve.
Alma que a ratos suelta mariposas
A campo abierto, sin fijar distancia,
Y les dice libad sobre las cosas.
Alma que ha de morir de una fragancia,
De un suspiro, de un verso en que se ruega,
Sin perder, a poderlo, su elegancia.
Alma que nada sabe y todo niega
Y negando lo bueno el bien propicia
Porque es negando como más se entrega,
Alma que suele haber como delicia
Palpar las almas, despreciar la huella,
Y sentir en la mano una caricia.
Alma que siempre disconforme de ella,
Como los vientos vaga, corre y gira;
Alma que sangra y sin cesar delira
Por ser el buque en marcha de la estrella.
Quisiera esta tarde divina de octubre
Pasear por la orilla lejana del mar;
Oue la arena de oro, y las aguas verdes,
Y los cielos puros me vieran pasar.
Ser alta, soberbia, perfecta, quisiera,
Como una romana, para concordar
Con las grandes olas, y las rocas muertas
Y las anchas playas que ciñen el mar.
Con el paso lento, y los ojos fríos
Y la boca muda, dejarme llevar;
Ver cómo se rompen las olas azules
Contra los granitos y no parpadear
Ver cómo las aves rapaces se comen
Los peces pequeños y no despertar;
Pensar que pudieran las frágiles barcas
Hundirse en las aguas y no suspirar;
Ver que se adelanta, la garganta al aire,
El hombre más bello; no desear amar...
Perder la mirada, distraídamente,
Perderla, y que nunca la vuelva a encontrar;
Y, figura erguida, entre cielo y playa,
Sentirme el olvido perenne del mar.
Los poemas estan cogidos de la página web www.los-poetas.com

5 comentarios:

SOL dijo...

Bello homenaje cielo... ella escribia estupendo... y lo bueno de esas personas que ya no estan es que trascienden...
Los artistas tienen eso de bueno, dejan sus obras para ser disfrutadas...!!!
Y cantada por Mercedes.. idola total!!!!
Una voz muy dulce, al menos asi la siento cuando la escucho!!!
Pasa un bello dia!!!
Te lleno de luz!!!

Duquesa de Katmandu dijo...

Son hermosos los poemas que elegiste...

beso

Marysol dijo...

Me encanta Alfonsina, creo que es una de las Grandes...
Gracias por pasar por casa y por elegir un verso de mi poema para adornar una pared de tu cueva. Me siento muy honrada por tu deferencia y me encantará verlo ahi.
Un beso desde el sur para ti.

mara y cuyá dijo...

Tumulario.
Alfonsina es una de mis poetisas preferidas, y una de las primeras que conocí desde niña y que comencé a comprender intensamente en mi adolescencia.
Subyugada con la obra de quien fue su amante (Horacio Quiroga, a quien leo y releo y cada vez me gusta más) siempre bromeo diciendo que algo de Alfonsina reencarnó en mí, por el hechizo que me provoca Quiroga.
Nadie ha pintado mejor que él la vida y la cultura de la selva misionera y de mi amado Paraná. Si puedes conseguirlos te recomiendo "Cuentos de Locura, de Amor y de Muerte" y "Cuentos de la Selva".
Dos vidas signadas por la tragedia. Quiroga se suicidó el año anterior al que lo hiciera Alfonsina. Entonces ella le escribió:

Morir como tú, Horacio, en tus cabales,
y así como siempre en tus cuentos, no está mal;
un rayo a tiempo y se acabó la feria ...
Allá dirán.

No se vive en la selva impunemente,
ni cara al Paraná.
Bien por tu mano firme, gran Horacio ...
Allá dirán.

“No hiere cada hora –queda escrito-,
nos mata la final.”
Unos minutos menos ... ¿quién te acusa?
Allá dirán.

Más pudre el miedo, Horacio que la muerte
que a las espaldas va.
Bebiste bien, que luego sonreías ...
Allá dirán.

Sé que la mano obrera te estrecharon,
mas no si Alguno o simplemente Pan,
que no es de fuertes renegar su obra ...
(Más que tú mismo es fuerte quien dirá.)


Ese fragmento que has puesto al comienzo, pertenece al poema que Alfonsina envió al Diario La Nación, la noche antes de suicidarse.

Dientes de flores, cofia de rocío,
manos de hierbas, tú, nodriza fina,
tenme prestas las sábanas terrosas
y el edredón de musgos escardados.

Voy a dormir, nodriza mía, acuéstame.
Ponme una lámpara a la cabecera,
una constelación, la que te guste,
todas son buenas, bájala un poquito.

Déjame sola: oyes romper los brotes.
Te acuna un pie celeste desde arriba
y un pájaro te traza unos compases
para que olvides. Gracias... ah, un encargo:

si él llama nuevamente por teléfono
le dices que no insista, que he salido.

Ay, me apasiona Alfonsina.
Bellísima la zamba de Ariel Ramírez en la voz de Mercedes.

Infinitas gracias por esta entrada.

¿Cómo va la gripe? Mejor?

Besos

ele de lauk dijo...

Me gustaron mucho los primeros versos que transcribió en este homenaje .
Alfonsina es muy querida en mi país , sus poemas son clásicos que trascendieron su breve vida .
Gracias por compartir !