viernes, 15 de enero de 2010

Vida

Viví por tiempo, perdido,
soñé, quise, ame,
también pude ser soñado,
quizás también fui querido.

Volveré a vivir, luchando,
volverá el tiempo
que nunca esperé,
y escucharé el lamento,
de quién me amó y no fue amado.

Vivo en un tiempo prestado,
muero cada día en la espera,
sigo queriendo ser,
lo que de mi han soñado,
los que me vieron nacer.

Romper cada día la esperanza,
de conseguir ser mañana,
mejor que el día perdido,
que la lucha mantenida
no acabe siendo por nada.

5 comentarios:

Luis Antonio dijo...

Lo importante es eso:

"sigo queriendo ser,
lo que de mi han soñado,"

siempre y cuando sea también lo que tú quieres. En caso contrario, tienes derecho a trazar tu propoio camino.

Un cordial saludo

iliamehoy dijo...

El mejor tiempo siempre es el no esperado... la mejor vida, la propia aún pagando el precio de no parecerse a la que te han soñado.
Una sonrisa

Marysol dijo...

Hay dos maneras de vivir la vida:
una, como si nada importara, la otra, como que todo es un milagro...
Besos y gracias por siempre estar.

Duquesa de Katmandu dijo...

Me ha gustado todo.
Como siempre, sintetiza mucho.

beso,

PD: Carezco de esa capacidad suya de comentar con rima!!

Beauséant dijo...

vivir.. parece sencillo, pero basta abrir un periodico para ver lo complicado que resulta..

vivir...